M-banking ¿alternativa al dinero?

El m-banking, m-payments o el uso de minutos como forma de pago es considerado “revolucionario“. Ahora bien, antes que un sistema alternativo al dinero parece un intento de cooptar la economía informal.

Tomemos por ejemplo Sudáfrica dónde sólo el 40% de la población adulta tiene cuentas de banco o Kenia dónde sólo el 10% es cliente de un banco. En esos mismos países, la penetración de la telefonía móvil alcanza 96% y 70%, respectivamente –ni mencionemos a India.

Más allá que muchos cuestionen si el m-banking, que según Gartner en 2009 ronda los 74.3 millones de usuarios, es una bendición o no, podemos estar seguros que no remplaza al billete. Al final del día las compañías como M-PESA buscan monetizar y los gobiernos gravar la actvidad. ¿No?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>